jueves, 4 de abril de 2013

UN BRINDIS CON CIANURO, de Adam Saint-Moore (Malinca)

Título: Un brindis con cianuro
Autor: Adam Saint-Moore
Título original: Les chinoiseries de Face d’Ange (1963)
Traducción: [s.d.]
Cubierta: [s.d.]
Editor: Ediciones Malinca (Buenos Aires)
Fecha de edición: 1963-12-10
Serie: Espionaje #9
Estructura: 12 capítulos
Información sobre impresión:
Este libro se terminó de imprimir el día 10 de diciembre de 1963, en los talleres gráficos Macland, S.R.L., Córdoba 3965, Buenos Aires.

Información de contracubierta:
Gunther utilizó una varilla rígida de aproximadamente treinta centímetros para hacer saltar con toda delicadeza la pequeña cerradura de la caja. Por último levantó la tapa e instantáneamente se oyó una especia de silbido agudo —parecido al que se produce por la brusca salida del aire sometido a presión— y del interior de la caja saltó proyectado un chorro tenuemente blancuzco, muy parecido al del agua vaporizada, que se interrumpió casi de inmediato.
Gunther saltó hacia atrás y gritó:
—¡No respiren!
Luego corrió hacia la ventana y la abrió de par en par. Estaba pálido y respiró profundamente como lo haría un atleta al terminar la carrera de los cuatrocientos metros. Harper se acercó a él y lo miró con cara de susto.
—¿Qué... qué es? —preguntó.
—Algo muy indigesto: cianuro —contestó Gunther.

ADAPTACIÓN AL CINE:
La serie de Cara de Ángel fue escrita por Adam Saint-Moore entre 1961 y 1985, y constó nada menos que con 70 títulos. En 1968 fue realizada la única película con este personaje: Un killer per sua maestà, dirigida por Richard Owens y Maurice Cloche, y protagonizada por Kerwin Mathews (Mark), Marilù Tolo (Sylva), Venantino Venantini (Costa), Gordon Mitchell (Toni) y Bruno Cremer. En España se conoció como Un asesino para su majestad.